jueves, noviembre 04, 2010


Con tus manos de tierra y anillos, buscas tocar los hilos que tejen las edades y los ríos, tus ramas tiñen de letras mayúsculas mis versos, insisto en pintarte un atardecer en la miel de tu cintura, y vuelco mis urgencias en tus sábanas secretas.

 En el guiño de tus ojos amanezco, y busco la latitud urgente de tus labios, savia mineral o piel, que intuye la húmeda verticalidad de la caricia. Mi piel, ávida poesía en llamas, arroja el silencio que decapita tus palabras.

 Me emborracha de inspiración tu cabello, y respiro el aire en reposo que exhala tu piel desnuda. Vivo lleno de lluvia sólida o camino, aquel que recorre tu espalda, tu humo, tu guitarra. Destilas la gota precisa, rocío nocturno que palpita tu nombre o distancia.

 Son tus ojos de miel que me leen, y plantas la húmeda proporción de una lágrima, cuando te das cuenta, que lo que escribo, lo hago… por ti.


©Patricio Sarmiento Reinoso

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja lo que se te ocurra... incluido tu respeto...

 

Copyright 2010 INTERIORISMOS.

Theme by WordpressCenter.com.
Blogger Template by Beta Templates.